ARTÍCULO

La “cortesía” del filósofo… y del político

“…Barcelona, archivo de la cortesía, albergue de los extranjeros, hospital de los pobres, patria de los valientes, venganza de los ofendidos y correspondencia grata de firmes amistades; y en sitio y en belleza, única.” Cervantes por boca de Don Quijote.     

En este trabajo el término “cortesía” lo voy a emplear en más de un sentido.

        Residía en la claridad para Ortega la cortesía del filósofo. De esta afirmación deduzco que la descortesía ha abundado en el gremio. Hablando en términos filosóficos, la política es la praxis, y lo mismo la ética que debería guiarla. La política es el arte de bien regir la polis, que para los griegos del período clásico equivalía al Estado. Un Estado para recorrer en zapatillas de andar por casa: la ciudad y un escueto territorio en torno a ella. Nada de gigantismos, todo a la medida humana. Una especie, diríamos, de gobierno municipal soberano. Sigue leyendo “La “cortesía” del filósofo… y del político”

Anuncios